Basilea, a la frontera entre tres países